La investigación y la realidad empresarial

Categories Responsabilidad Social Empresarial

Ayer leí el último post de Antonio Vives   “Responsabilidad Empresarial: De la ilusión a la realidad”.   En términos generales, el Dr Vives llama la atención sobre los siguientes puntos:

  • La creciente y a veces excesiva importancia y atención que recibe el tema, y la subsiguiente proliferación de expertos, asesores  y organizaciones que la promuevan, implementan y certifican
  • Ese desmedido  interés proviene de los expertos (los convencidos del tema),  no de las empresas y de los consumidores, para la mayoría de los cuales  la RSE no ha pasado de ser una moda
  • La enorme brecha que existe entre lo que se promueve sobre RSE,  y lo que efectivamente se está haciendo en la vida empresarial
  • En el interés por promocionar la RS, se enfatiza en el “debería ser”, pero “muchas veces se ignora la dura realidad empresarial”
  • “Los promotores de la RSE deben entrar mas en contacto con los detractores de las prácticas responsables y con la realidad empresarial para enterarse de las objeciones y de los verdaderos obstáculos y poder diseñar intervenciones efectivas, sostenibles”

En su post, es muy fuerte el llamado a los convencidos de la RSE, a que conozcan  la realidad empresarial y su lenguaje. Esta invitación me resulta sumamente pertinente y urgente. Pero me pregunto, Cómo pueden acercarse los asesores y expertos (convencidos) del tema a esa realidad empresarial?, Qué tienen que hacer?, Cuáles son los pasos?.

Quizá por mi sesgo de estar vinculada a actividades académicas e investigativas en torno a la RSE, o a pesar de éste, creo que uno de los posibles  caminos para aproximarse a esta realidad empresarial, se encuentra en el quehacer de los centros y grupos de investigación que se proponen el tema de la responsabilidad social como su campo de análisis y reflexión.

A través de investigaciones en organizaciones concretas, de la vida real, estos centros y grupos de investigación van ganando en comprensión de las connotaciones de las realidades empresariales, y de sus múltiples dimensiones humanas, culturales y sociales, que junto con las económicas, la resignifican; Ofreciendo una mirada que se esfuerza por ser objetiva, y en la mayoría de los casos, integradora.

A veces me parece que está subvalorado el aporte de estos centros al debate y reflexión sobre la RSE. Quizá este llamado a la reflexión puede ser un buen escenario para que los convencidos en el tema nos revisemos con ojos críticos, y nos abramos a un verdadero debate, que nos permita trascender la congratulación recíproca y avanzar en una objetivación de nuestro discurso.

Conectando la academia con los practitioners en la intersección entre empresa y sociedad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *